16-11-09

Feest van het Belgische Koningshuis

image0

15 november is het feest van de dynastie in Belgie. Naar aanleiding van dit feest plaatste onze ambassadeur het volgende interessante artikel in de Argentijnse pers, hier een scan van Clarin.

Un país independiente desde 1830.

Bélgica es una monarquía constitucional y posee un sistema político complejo: un gobierno federal con una Cámara de diputados y un senado y además un gobierno y un Parlamento por cada una de sus Regiones y Comunidades con competencias exclusivas frente otras, comercio, cultura, medioambiente, educación, turismo etc. lo que hace un total, incluido el gobierno nacional, de 6 gobiernos y 6 parlamentos.  En Bélgica hay tres idiomas nacionales (flamenco Frances y Alemán) y dos idiomas oficiales (Flamenco y Frances).

El Rey Alberto II de los Belgas, sucedió en el trono a su hermano, el Rey Balduino en 1993.  La Reina Paola es de origen Italiano, Princesa Ruffo de Calabria. Tienen tres hijos. El Príncipe Heredero, Philippe, vino a la Argentina el año pasado presidiendo una importante Misión económica y comercial integrada por alrededor de cien hombres y mujeres de negocios. Las relaciones bilaterales entre Argentina y Bélgica son muy cordiales e importantes. En el pasado lo fueron aun más. Con la futura presidencia de la Unión Europea que Bélgica, unos de los seis países históricos en el origen de la integración europea, asumirá en el segundo semestre de 2010, y  con el interés  creciente de Bélgica  por este hermoso país, las relaciones a nivel político y comercial no dejarán de intensificarse.

Un poco de historia.

 

Desde 1832 se establecieron las relaciones diplomáticas entre la Republica Argentina y el Reino de Bélgica. Durante años Bélgica tuvo aquí  14 consulados los cuales a partir de 1893 fueron elevados a la categoría de consulados Generales. Los primeros inmigrante belgas llegaron a la Argentina en la segunda mitad del siglo XIX y la mayoría se instalo en Villaguay. En total en el siglo XIX fueron 40.000 belgas, principalmente flamencos y agriculturos. Por lo tanto sus hijos fueron la primera generación de Argentinos de origen Belga, y se calcula que incluidos  sus progenitores  alcanzaron la cifra de 200.000.

Luego, a principios del siglo  XX, en especial entre las dos guerras mundiales, 20.000 belgas,  tanto Flamencos como Valones, principalmente hombres de negocios, llegaron también a la Argentina. Tal es así  que lo9s primeros ferrocarriles en Argentina fueron belgas, la red de electricidad en Buenos Aires fue instalada por una compañía Belga, la Metropolitana fue belga, una planta textil fue creada por iniciativa de industriales belgas, los Steverlynck, quienes fundaron el pueblo de Villa Flandria en Juaregui, Lujan. También fueron Belgas quieren fundaron en la costa argentina la pequeña cuidad balnearia de Ostende. Muchos de los edificios que constituyen la riqueza del patrimonio arquitectónico de buenos Ares son obra  de compatriotas que dejaron sus impronta durante ese periodo: El teatro Opera, el Interior del Teatro Colon, el palacio Pereda, residencia actual de embajador del Brasil, la residencia Peña: actual sede de la Sociedad rural, el Monumento a los dos Congresos, el Teatro Astral, los cines Roca y Metro, los Portones de Palermo, la Residencia Ortiz Basualto en Plaza San Martín, el Palacio de Aguas Corrientes, por citar solo algunas de las obras que fueron construidas por arquitectos belgas durante el periodo de mayor esplendor de la Argentina.

En 1906 además de la existencia de 14 Consulados Generales se abrió en Buenos Aires una Legación de Bélgica. En 1909 una Cámara de Comercio Belgo-Argentina fue establecida en Bruselas y en 1917 también una en Buenos Aires. En este periodo, las inversiones belgas en Argentina fueron de tal magnitud que tan solo dos países las superaban en importancia. Luego de la Segunda Guerra Mundial hubo una nueva corriente inmigratoria, entre 2000 y 3000 Belgas vinieron a establecerse en Argentina. Sumando las tres olas inmigratorias se calcula que debe haber en la actualidad más de un millón de argentinos de origen belga. Además se estima que hay alrededor de 130.000 Belgas se caracterizan por ser muy individualistas, por integrarse bien, y no manifestarse mucho en su embajada. Hay solo 6.000 Belgas registrados en nuestra Cancillería y la Embajada tiene conocimiento al día de hoy de 73 inversiones belgas, entre las que citamos: Inbev, Solvay, Afga-Gevaert, Umicore, Jan De Nul, Tractebel-Suez, Puratos, Schreder, La Floridienne, Via via, Diamant Board, De Smet, Ionics, Eternit, Clinica Van Thinen, Art Hotel, Biograins, Bekaert, etc. Por cierto que deben haber muchas más!

Hay también un importante intercambio cultural. Hubo recientemente una exposición de la Fundación Patagonista  en el Centro Cultural Borges, organizada con mucho éxito, donde se pudo apreciar el alma surrealista de los belgas. Un gran coreógrafo argentino de origen belga, Mauricio Weinrot, director artístico del Teatro San martín, que desarrolló parte de su obra en Bélgica, prosigue con su labor artística creando obras de gran nivel con inspiración tanto argentina como belga. Bélgica y los belgas, aunque en forma discreta, están muy presentes en la Argentina, también bajo la forma de intercambios de estudiante universitarios. Además, durante muchos años, la universidad Católica de Córdoba estuvo dirigida por un sacerdote jesuita belga, el RP Juan Sonet, quien fue su vicerrector.

Se ha creado recientemente un Grupo Parlamentario de Amistad entre Argentina y Bélgica, presidido por el diputado Juan Carlos Vega, en le parlamento belga existe también un Grupo similar dirigido por la diputada Van Daele. Existen también inversiones argentinas en Bélgica en los sectores de los refrigerios y de la carne, de la distribución de carne de lana y también de restaurantes. En este día del Rey, expresamos nuestro deseo de que los lazos que unen a nuestros dos países y pueblos se intensifiquen aun más en el interés de todos, y deseamos a los argentinos que viven en Bélgica y los belgas  y argentinos de origen belga que viven en Argentina, felicidad y prosperidad. A las autoridades y al pueblo argentino que nos reciben en este magnifico país, les agradecemos de corazón por su generosa hospitalidad.

Cristina Funes-Noppen

Embajador de Bélgica

19:42 Gepost door VIA in Algemeen | Permalink | Commentaren (0) |  Facebook | |

De commentaren zijn gesloten.